Revuelto de setas y jamón serrano


INGREDIENTES

  •  8 huevos
  •  200 gramos de jamón serrano
  •  200 gramos de setas variadas
  •  50 mililitros de nata líquida o crema de leche
  •  ¼ barra de pan
  •  2 dientes de ajo
  •  perejil
  •  pimentón dulce
  •  aceite
  •  sal
  •  pimienta
ELABORACIÓN
  • Unta los champiñones con un paño limpio y luego corta los tallos. Lamine las más grandes juntas y luego mantenga las más pequeñas intactas. Ponlos en el plato. Pelar el ajo y plastificarlo.
  • Corta el pan en rodajas finas. Hornee en el horno o tostador hasta que estén doradas, luego reserve. Calentar una sartén con dos cucharadas de aceite, agregar el ajo picado y freír a fuego medio durante 2 o 3 minutos hasta que se doren. Extraer y retener. Agregue una pequeña porción de champiñones y saltee a fuego alto durante 4 minutos. Sal y pimienta, saca. Utilice el mismo método para freír los champiñones restantes.
  • Agrega el jamón y sofríe durante 2 minutos. Batir los huevos con una pizca de sal y verterlos sobre el jamón. Agrega la nata, baja el fuego y cocina, revolviendo para que los huevos no queden pegajosos y coagulen uniformemente. Después de 2 minutos, agregue los champiñones y el ajo, y cocine por unos minutos más. Retirar del fuego y continuar revolviendo por un minuto más hasta que los huevos estén listos.
  • Sirve con tostadas, espolvorea un poco de chile en polvo y perejil por encima.

Bendito Rioja para su santidad

En la tienda Cooperativa del campo distribuimos este vino tan especial “Heras Cordón”, vino que todos los años cosecha premios y deleita los paladares de los clientes más exigentes …

¿Tres Papas pueden equivocarse? Está claro que no, coinciden en la pequeña bodega familiar, Heras Cordón, en Fuenmayor (La Rioja), y menos si cada santo Padre procede de culturas enológicas tan diferentes como la polaca, la alemana o la argentina. Juan Pablo II fue el pionero, quien abrió a esta bodega las puertas del Vaticano; Benedicto XVI mantuvo el compromiso y Francisco ha renovado la alianza con los caldos que nacen en unas viejas cepas situadas entre Lapuebla de Labarca (Álava) y Fuenmayor.

 Cada año, unas 2.000 botellas bendecidas con la mezcla de uva tempranillo, graciano y mazuelo, surcan los mil kilómetros que separan la pequeña bodega familiar del paladar del Papa, de la curia vaticana y de sus invitados, vía Nunciatura de Madrid. La frase Misericordias Domini in aeternum cantabo (Cantaré eternamente la misericordia del Señor) figura en el etiquetado de la selección especial, un crianza de 2014 que, una vez en boca, contribuye decisivamente a ponerle música a la vida, incluso en latín.

Van para 17 años y la relación no solo se está afianzando entre Heras Cordón y el Vaticano, sino que, además, le está abriendo nuevas puertas en mercados que aprecian de manera especial esa unión comercial. La internacionalización de la bodega se está asentando en torno a países de profundas raíces o colectivos católicos, como Filipinas, Polonia, República Dominicana, México, Brasil, Paraguay, Colombia o Chile, entre otros. Y, por supuesto, Argentina, el país de origen de Francisco, que degusta un Rioja, cuando por su procedencia podría preferir un Torrontes o un Malbec.

Hay otros mercados que se resisten. “Me reuní con el Obispo de La Habana y también con un familiar de Fidel Castro, y les gustaba, pero no estaban para gastos superfluos”, relata el responsable de exportaciones, Víctor Zabalza. Sigue en el limbo la posibilidad de que el patriarca ruso ortodoxo Cirilo haga lo mismo que Francisco con el vino de Heras Cordón. Las buenas relaciones entre ambos han abierto esta nueva posibilidad comercial. La bodega ya ha entregado la etiqueta con su escudo.

Etiqueta especial para el Vaticano.
Etiqueta especial para el Vaticano.

En Moscú, sus caldos ya son habituales en vinotecas y establecimientos de restauración, pero también en Japón, Corea, China y Hong Kong. Seguir leyendo …

fuente: EL PAIS
link: http://economia.elpais.com/economia/2017/03/25/actualidad/1490434537_875282.html